Dolores Hidalgo C.I.N. 28 de julio 2021

Madahi Herbert

Ante los avances de casos de COVID-19 y sus variantes; madres y padres de familia, así como diversos sectores de la sociedad, posiblemente se estén preguntando si es necesario vacunar a niñas y niños contra el  coronavirus. Las vacunas contra COVID tienen como contribución principal reducir el riesgo de enfermedad, sobre todo enfermedad grave y reducir el riesgo de muerte, pero no tienen claramente su efectividad en reducir la transmisión, entonces en el supuesto de que hubiera que vacunar a menores de edad,  las asociaciones y estudios tendrían que considerar  sí tienen muy bajo riesgo de enfermar o muy bajo riesgo de morir por COVID19 y en cambio no se espera que las vacunas actuales pudieran ayudar sustancialmente a reducir la transmisión a partir de los niños.

Desde Palacio Nacional se mencionó que primero deben haber pruebas científicas y sobre todo que su administración debe asegurarse de no estar sometidos y sujetos a lo que las farmacéuticas digan y el número de dosis que se requieren; sin embargo, estudios  de la organización mundial de la salud sugieren que es menos probable que los niños menores de 10 a 14 años se infecten con el virus que causa el COVID-19 comparados con las personas mayores de 20 años. Algunos niños se enferman gravemente, al igual que los adultos que tienen COVID, pero no presentan síntomas, son asintomáticos, igualmente pueden propagar el virus a otras personas, pero ciertos niños pueden enfermarse gravemente a causa del COVID y pueden necesitar hospitalización, cuidados intensivos o asistencia mecánica que los ayude a respirar con un respirador artificial, en casos poco frecuentes, incluso podrían morir.